Todas las entradas de: julian.valero

Avales para las elecciones europeas

elecciones-parlamento-europeo La reciente convocatoria de las elecciones europeas vuelve a poner de actualidad el potencial que tiene el uso de la firma electrónica a la hora de que los ciudadanos puedan ejercer sus derechos políticos. Al margen del soporte a las iniciativas legislativas populares, desde Mifirma.com se puede ahora —y durante tan sólo unos días, hasta el 19 de abril— utilizar la firma electrónica para apoyar a los partidos, coaliciones, federaciones y agrupaciones de electores que deseen concurrir a las referidas elecciones.

Aun cuando pueda resultar sorprendente y desconocido, según el artículo 220.3 de la Ley Orgánica de Régimen Electoral General, para presentar una candidatura se requiere contar con el apoyo previo de al menos 15.000 personas, a menos que se cuente ya con el aval de tan sólo 50 cargos electos, ya sean Diputados, Senadores, Diputados españoles del Parlamento Europeo, miembros de las Asambleas Legislativas de las Comunidades Autónomas o miembros de las Corporaciones Locales. En definitiva, salvo los partidos mayoritarios que podrán obtener fácilmente esos 50 apoyos, el resto se ve abocado a conseguir 15.000 firmas pues, de lo contrario, ni siquiera podrán presentarse a las elecciones.

A este respecto, el la firma electrónica constituye una oportunidad inédita para cumplir con dicho requisito, de manera que a través de la web de Mifirma.com existe la posibilidad de otorgar el apoyo a varios partidos y movimientos políticos que desean concurrir a las elecciones europeas pero que se encuentran con esta importante dificultad: conseguir el apoyo inicial de, al menos, 15.000 personas. Y no se trata de que gracias a esos apoyos obtengan un escaño en el Parlamento Europeo sino, antes al contrario, de poder presentarse a las elecciones más allá del apoyo que, en su caso, reciban de los electores.

Con tu firma electrónica puedes ayudarles a conseguir este objetivo. Para ello basta con que visites nuestra web y elijas a quien apoyar, teniendo en cuenta que sólo se puede otorgar el aval a una de las formaciones políticas.

Iniciativas Populares en el ámbito municipal

fila_ilp

La iniciativa colectiva de los ciudadanos para proponer la tramitación y, en su caso, aprobación de una norma se ha reducido tradicionalmente al ámbito de las leyes, es decir, sus destinatarios ha sido el poder legislativo, ya las Cortes Generales en el ámbito estatal ya las asambleas legislativas en el autonómico. En ese sentido, es un lugar común hablar de Iniciativas Legislativas Populares —ILPs— como si dicha modalidad de participación estuviera limitada a dichos ámbitos, desconociendo que existen otras posibilidades de promover normas en un ámbito como el local, más cercano a los problemas diarios.

Efectivamente, el artículo 70.bis de la Ley 7/1985, de 2 de abril, Reguladora de las Bases del Régimen Local, reconoce a los vecinos del municipio el derecho a ejercer la iniciativa popular «presentando propuestas de acuerdos o actuaciones o proyectos de reglamentos en materias de la competencia municipal». La principal diferencia con la regulación de las iniciativas legislativas se refiere a su objeto, puesto que los municipios carecen de la competencia para aprobar normas con rango de ley, de ahí que se establezca la posibilidad de promover normas reglamentarias que normalmente adoptarán la forma de ordenanzas. Sin embargo, la posibilidad de acudir a este instrumento de participación en el ámbito local es mucho más amplia, ya que también puede referirse a «propuestas de acuerdos o actuaciones […] en materias de la competencia municipal». Es decir, no sólo se pueden promover ordenanzas sino también meras decisiones y actuaciones que no tengan carácter normativo, tales como decidir acerca del uso de un edificio municipal, cambiar el nombre a una plaza o, por ejemplo, suscitar una moción de contenido político.

La eficacia de la iniciativa lleva a obligar al Pleno Municipal a debatir y votar acerca de su contenido, al igual que sucede en el ámbito de las iniciativas legislativas, si bien la concreta adopción de las medidas que conlleve su aprobación corresponde al órgano que sea competente para adoptarse. Eso sí, el contenido de las iniciativas no puede ser contrario a Derecho, de ahí que se requiera el informe preceptivo del secretario de la Corporación y, si tuviese contenido económico, del interventor.

La iniciativa ha de ser apoyada por un número mínimo de vecinos, que va desde el 20 % para los municipios de hasta 5.000 habitantes hasta el 10% para los que tengan más de 20.000, mientras que para los que se encuentren en el nivel intermedio se exige el apoyo del 15%. Aun cuando no se reconozca expresamente la posibilidad de utilizar la firma electrónica para recabar dichos apoyos, dicha vía se encuentra admitida por la Ley 59/2003, de 19 de diciembre, de Firma Electrónica, y por la Ley 11/2007, de 22 de junio, de Acceso Electrónico de los Ciudadanos a los Servicios Públicos. Más aún, el propio artículo 70.bis de la Ley 7/1985, de 2 de abril, Reguladora de las Bases del Régimen Local exige a los municipios que impulsen «la utilización interactiva de las tecnologías de la información y la comunicación para facilitar la participación y la comunicación con los vecinos».

¿Qué mejor manera de hacerlo que estimulando la presentación de iniciativas populares? Parece fuera de toda duda que el carácter democrático de nuestras Administraciones municipales se vería reforzado con esta sencilla medida. ¿No estaba de moda el Gobierno Abierto?

La ILP sobre la dación en pago comienza a recoger firmas y fedatarios públicos a través de DNIe y Mifirma.com

  • Por primera vez en España será posible tanto la captación de firmas como de fedatarios públicos a través del uso del DNI electrónico y otros sistemas de firma electrónica
  • El sistema cuenta con el visto bueno de la Junta Electoral Central, organismo encargado de velar por que se cumplan las garantías técnicas y legales
  • Se utilizarán los servicios que ofrece Mifirma.com y se contará con el apoyo de su cualificado grupo de expertos

El pasado día 23 de abril comenzó el plazo para recabar los apoyos necesarios —500.000 al menos— a fin de que la Iniciativa Legislativa Popular sobre regulación de la dación en pago de la vivienda para saldar la deuda derivada de hipotecas sea debatida en el Congreso de los Diputados. El grupo que actúa como Comisión Promotora de la misma, CCCO-Catalunya, Confederació d’Associacions Veïnals de Catalunya –CONFAVC, Observatori DESC, la Plataforma d’Afectats per la Hipoteca, la Taula del Tercer Sector i UGT-Catalunya, ha elegido los servicios de Mifirma.com para tratar de conseguir dicho objetivo aprovechando las posibilidades que ofrece Internet y, en concreto, la posibilidad de firmar la iniciativa con plenas garantías utilizando el DNI electrónico y otros sistemas de firma electrónica admitidos legalmente.

¿Qué es una Iniciativa Legislativa Popular (ILP)? Consiste en plantear ante las Cortes Generales una propuesta de regulación para que sea debatida y, en su caso, aprobada como Ley. Se trata de una herramienta de participación política contemplada en el artículo 87.3 de la Constitución y regulada en la Ley Orgánica 3/1984, de 26 de marzo, donde se establecen los requisitos necesarios para que la proposición de Ley se debata en sede parlamentaria, así como las materias sobre las que puede versar una ILP.

La utilización de firma electrónica para este tipo de iniciativas se encuentra prevista en la legislación española desde el año 2006 y, de hecho, se ha utilizado el DNI electrónico con anterioridad para firmar otras propuestas legislativas. Sin embargo, la ILP para la dación en pago podría convertirse en la experiencia más relevante que se haya puesto en marcha en España por cuanto el colectivo de afectados es ciertamente elevado y, sobre todo, en la medida que se trata de una problemática de máxima actualidad en el contexto de crisis política, económica y financiera que se está viviendo en los últimos años.

Mediante la utilización de las herramientas que ofrece Mifirma.com se garantiza el estricto cumplimiento de las exigencias legales para este tipo de actuaciones según ha admitido la Junta Electoral Central y, sobre todo, se simplifica enormemente el uso del DNI electrónico como valor añadido ya que, a diferencia de lo que sucede habitualmente, no resulta necesario instalar nuevas aplicaciones que complican y, en consecuencia, dificultan al usuario el proceso de firmado.

Los responsables de Mifirma.com consideran que el impulso y la democratización de los instrumentos de participación política han de plantearse necesariamente en la actualidad desde el fomento del uso de las tecnologías de la información y las comunicaciones —TICs—. Por ello, la apuesta de Mifirma.com no se limita únicamente a dar soporte técnico y asesoramiento jurídico a los promotores de este tipo de iniciativas sino que también se ofrecen servicios avanzados en la gestión de las mismas basadas en planteamientos innovadores. Desde este planteamiento:

  • se facilita la captación de “fedatarios especiales” durante el proceso de firma electrónica del apoyo a la iniciativa, de manera que quien lo desee puede también realizar la declaración jurada que le permita después colaborar con la Comisión Promotora en la recogida presencial de firmas manuscritas;
  • se permite a la Comisión Promotora gestionar la adquisición por parte de los usuarios que deseen apoyar la ILP de los lectores para el uso del DNI electrónico en condiciones ventajosas;
  • se aprovecha el potencial que, en relación con el uso de la firma electrónica, supone que España sea el país del mundo con la mayor implantación del documento de identidad electrónico —más de 25 millones a finales de 2011—.

 Para la recogida de firmas, mifirma.com utiliza la plataforma Tractis que soporta certificados electrónicos en 15 países y permite utilizar el DNIe sin instalar los drivers en el equipo por parte del usuario, logrando la máxima facilidad de uso posible.

Se trata, por tanto, de servicios que ofrecen un destacable valor añadido en el caso de las ILPs por cuanto una de las principales dificultades para que prosperen y su contenido se debatido en las Cortes Generales radica en que se logren al menos 500.000 apoyos. Más aún, dada esta elevada exigencia cuantitativa, el uso de medios electrónicos para recabar los apoyos y, sobre todo, gestionar la documentación asociada resulta imprescindible, de manera que las innovaciones ofrecidas faciliten sustancialmente la actividad a desarrollar por la Comisión Promotora.

De este modo MiFirma.com refuerza su liderazgo en el compromiso de ofrecer a la sociedad medios sencillos para, a través de la tecnología, ejercer eficazmente sus derechos de participación en los asuntos públicos.